I jornadas de la Mujer en el Vuelo Acrobático

I jornadas de la Mujer en el Vuelo Acrobático

El Real Aero Club de España se planteaba, desde hace ya unos meses, la organización de un evento cuyo único objetivo era la promoción del vuelo acrobático entre las mujeres. La empresa era complicada. El vuelo acrobático es un deporte que se asocia al hombre, sobre todo, por las exigencias físicas. Esto es cierto en parte. Para la práctica del vuelo acrobático no se necesita ser un atleta, aunque si tener una buena preparación. Hay que acostumbrar al cuerpo a fuerzas que solo se pueden experimentar cuando se hace un giro brusco o se cae en picado hacía el suelo. Pero las mujeres, preparando su cuerpo para esas exigencias, pueden practicar, igualmente, el vuelo acrobático. El Real Aeroclub de España ha querido, por tanto, organizar unas jornadas dedicadas a las mujeres que pilotan cualquier tipo de aeronave en nuestro país e invitarlas que se acerquen al mundo del vuelo acrobático.

Burgos ha acogido estas jornadas el 24 y 25 de julio 

Burgos ha sido la ciudad elegida para estas primeras jornadas, ya que es una urbe que reúne las mejores condiciones: excelente oferta turística y un aeropuerto que ha dado todas las facilidades para que estas neófitas se encontrasen a gusto en su primer contacto con el vuelo acrobático. Las autoridades, además, se han volcado con la organización. Todo preparado para que el viernes 24 comenzase estas primeras jornadas.

Éxito de participación y organización en las 1ª Jornadas de la Mujer en el Vuelo Acrobático.

Quince mujeres pilotos han respondido a la llamada del Real Aero Club de España. Muchas. José Luís Olías, su presidente, se sorprendía, y a la vez, se felicitaba por la magnifica acogida que ha tenido este primer llamamiento en pos de fomentar el vuelo acrobático. Quince mujeres que se mostraban tranquilas ante lo que iba a ser su primer contacto con un Sukhoi, el pura sangre del aire.

La organización dividía estas jornadas en dos bloques: uno en el que cinco mujeres, profesionales de la aviación contaban a las alumnas sus experiencias, y otro en el que el avión era el protagonista. Para las charlas, se acercaron hasta Burgos Natalia San Juan, teniente del Ejercito del Aire y piloto de combate; Encarna Novillo, instructora de vuelo a vela; María José Cara, piloto corporativo e instructora de vuelo, y Cristina Cottrel, comandante de la compañía Air Europa. Faltó Svetlana Kapanina, Campeona del Mundo de Vuelo Acrobático, que por problemas con el visado, no pudo asistir a las jornadas.

Con la asistencia de numeroso público y autoridades, comenzaron a las cinco de la tarde, las esperadas charlas. Natalia Sanjuán habló de su experiencia a los mandos de un F-18. La joven teniente contó como se desarrolla el curso de piloto en el Ejercito del Aire español, entrando en detalles en lo que se refiere a la acrobacia con un avión de combate. Encarnación Novillo habló del vuelo a vela y su lucha por promocionar la acrobacia con veleros en nuestro país.

Y después del descanso para reponer fuerzas con un zumo de naranja natural, las otras dos ponentes, Cristina Pérez Cottrell piloto comercial y con experiencia en vuelo con el Yak 52 efectúo una ponencia absolutamente emotiva con su inicio en el vuelo a vela, la Escuela Nacional de Aeronáutica, el vuelo comercial y el vuelo en el Yakolev, Mª José Cara, cerro el turno de ponencias con un exposición de lo que ha sido su trayectoria en el mundo de la aeronáutica, aero clubs, comercial, docencia en una FTO y por último el vuelo en la aviación corporativa. Es de destacar que la atmósfera creada por estas cuatro mujeres, fue realmente especial, abrieron ojos y oídos de todos y todas las presentes, contaron sus experiencias como aeronáuticas, mujeres y su relación con la acrobacia aérea.

Después de las charlas, la ilusión comenzó a reflejarse en el rostro de las alumnas, ya que, por fin, se subirían a un avión..La segunda parte se desarrolló en el Aeropuerto de Burgos. Tras un completo y animado brifieng, comenzaron los vuelos, el primero el de la Teniente del Ala 15 piloto de combate, y después las participantes que disfrutaron a lo grande, durante todo el sábado se realizaron vuelos en los tres aviones de la Escuela Avanzada de Pilotos del Real Aero Club de España y sus tres instructores, Carlos, Santiago y Augusto. Tanto gustó a las inscritas que el domingo siguieron volando, ya acabado el curso se paso a volar un par de aviones de colección uno de ellos una preciosa Bücker a sus mandos Javier y dos de las chicas volaron en globo con Ramón y Pedro Miguel.

La meteorología acompañó todos los días y reino un sano ambiente consiguiendo que se alcanzaran todos los objetivos de estas primeras jornadas de la mujer en el mundo de la acrobacia. La colaboración del Aero Club de Burgos como anfitrión facilito la cosas, y desde luego quien se volcó en todo fue el aeropuerto los controladores facilitaron toda la operación, combustibles etc. pero su director, Ángel Otero estuvo atento a solventar todo para que nada faltara.

El agradecimiento a todos y todas, por el éxito obtenido, la repercusión y los objetivos alcanzados, seguros que en el 2.010 habrá segunda parte.



Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
X