AENA, UNO DE LOS HANDICAPS PARA LA AVIACIÓN GENERAL

AENA, UNO DE LOS HANDICAPS PARA LA AVIACIÓN GENERAL

AENA, con la gestión de sus aeropuertos para la aviación general, es uno de los principales hándicaps que tiene el sector. Nos hemos pasado por la web europea EuroGA Airports, que tiene una base de datos de más de 15.000 aeropuertos europeos, y hay comentarios demoledores para aeropuertos españoles de AENA. Además, incluiremos un ejemplo vivido en primera persona de cómo se funciona fuera de nuestras fronteras.

La web EuroGA Airports tiene una de las más extensas bases de datos de aeropuertos europeos, y que es consultada por muchos pilotos para tener una referencia de las instalaciones, servicios y comentarios antes de un vuelo.

En España nuestro clima, oferta turística y un espacio aéreo no saturado lo hacen un destino idea para aeronaves de toda Europa, pero desgraciadamente AENA no rema en la misma dirección. Handling, tasas, y otras restricciones a la aviación general hacen que los pilotos que nos visitan tengan malas experiencias cuando llegan. Las mismas que soportamos todos los pilotos nacionales a diario.

Incluimos unos cuantos ejemplos en una búsqueda en la web de EuroGA Airports en los que en todos los casos los pilotos destacan la excelencia de los destinos turísticos en la zona, la corrección en los aeropuertos fuera de la red de AENA (aunque con servicios limitados), y los problemas con el handling, combustible y trámites en los que corresponden a AENA.

Además, para los pilotos extranjeros los de AENA son por obligación su primer destino, al ser los únicos que pueden admitir planes de vuelo desde otros países. Estas carencias de AENA las pudimos comprobar de primera mano cuando por motivos de saturación de la plataforma de GA en Barajas (para una final internacional de futbol de hace unos años), se desviaron aviones a Cuatro Vientos, el segundo aeropuerto civil de la capital de España. Los pilotos no daban crédito con el horario del aeropuerto y que no tuviese ninguna aproximación instrumental (igual que pasa en Barcelona con Sabadell). Con estas cosas la imagen que reflejamos al exterior es penosa.

El problema es de actitud, una actitud negativa hacia la aviación general: “las avionetas molestan”. Y desgraciadamente este espíritu ha calado entre controladores de algunos aeropuertos de la red. Además, esta separación entre la aviación comercial y la general solo ocurre en España, en el resto de los países todos son aviones y se les procura el mismo servicio y atención.

Como anécdota personal, en un viaje a Seattle (USA) hace unos años, para visitar a un familiar que trabaja en Boeing, quise hacer un vuelo local por los alrededores. Me acerqué a Harvey Field, similar por el tipo de actividad a Ocaña o Castellón, y cogí un vuelo con un LSA (como los ULM de aquí). Al llegar le dije al instructor si podíamos ver desde el aire Paine Field, el aeropuerto internacional donde está la factoría más importante de Boeing, y en la que se fabrican los 747, 777 y 787. Y el sin inmutarse me dijo que podíamos aterrizar, y al responderle ¿podemos aterrizar? (que pena no poder hacer una foto de la cara de sorpresa del piloto), su contestación literal fue: “esto es un avión y eso un aeropuerto ¿Por qué no vamos a poder aterrizar?”. Así que hicimos un vuelo con dos tomas y despegues en el aeropuerto, mientras el controlador y un 787 en el punto de espera de la cabecera esperaban a que terminásemos.

¡Qué lejos estamos de esa cultura de aviación!



Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
X